¿Cómo matar a Heisenberg? Se acabó eso de luchar contra mujeres vampiro y sus hijas, con ventrílocuos y sus muñecos malditos, y con monstruos marinos que lanzan lluvias de ácido, en esta ocasión el objetivo es un monstruo mecánico, el jefe final de la fábrica, Karl Heisenberg.

Desde el principio, nos presentan a Karl como un villano diferente a los que ya Ethan ha enfrentado en los niveles pasados, de hecho parece ser el único enemigo cuyo objetivo principal va más allá de solo matar a Ethan Winters y ya, sin embargo, luego de hacer explotar su fábrica las motivaciones para deshacerse de nuestro protagonista se hacen más fuertes.

Si quieres saber cómo avanzar hacia la siguiente fase, lee hasta el final de este post en donde te explicaremos con detalle y te daremos algunos tips para que puedas superar este nivel.

La zona de batalla

Lo primero que debes saber sobre esta batalla es que no es sobre un lugar estático, sino sobre una especie de vehículo militar en movimiento, debes utilizar sus armas para poder enfrentarte al jefe final de la fábrica.  Antes de empezar el combate, es decir, antes de destruir la puerta del ascensor, debes familiarizarte con los comandos de las armas y aprender a usarlas muy bien, de esta manera lograrás tu objetivo con facilidad.

Los comandos son sencillos y aquí te dejaremos algunos de los principales, para bloquear los ataques físicos de Heisenberg presiona L1 y LB para PlayStation y XBOX respectivamente, para disparar el camión pesado debes presionar L2 y LT y para disparar la ametralladora debes presionar R1 y RT.

Metal contra metal

Esta batalla es, prácticamente, un enfrentamiento entre robots, entre máquinas, por lo que debes aprovechar y utilizar toda la artillería que tengas a la mano para derrotar al jefe de la fábrica. La primera fase de la batalla es sencilla, debes disparar a todo máquina lo más rápido que puedas y cubrirte cuando veas  que Heisenberg lanza sus ataques hacia a ti.

La salud de Heisenberg es bastante débil, por lo que en cuanto le hagas daño suficiente, van a aparecer faroles rojos sobre su cuerpo, similares a los que ya has destruido a lo largo de la misión. Te recomendamos que, a penas las veas brillar, dispares con el cañón pesado para destruirlas en cuestión de segundos.

Luchar a pie

Una vez destruidos los faroles, de su cuerpo saldrá un brazo mecánico y te atrapará, no hay manera de evitarlo, así que lo mejor que puedes hacer es seguir disparando hasta que te suelte y caigas al piso. Lamentablemente, en este momento perderás tu vehículo pero la buena noticia es que ahora puedes atacarlo con tus armas más potentes.

La fase final

Cuando esté lo suficientemente herido, Heisenberg creará un tornado de chatarra y te arrastrará dentro, sin embargo, y para tu conveniencia, en este momento podrás recuperar el vehículo militar que también estaba dentro del tornado.

Solo aprieta el gatillo y acaba con Karl Heisenberg, ahora lo que queda es descubrir la guarida de Madre Miranda, rescatar a la hija de Ethan y terminar el juego.