Las llaves 2FA están hechas para proteger tus cuentas. Se trata de un dispositivo físico con el que podemos disponer de un sistema de doble autenticación con el objeto de resguardar nuestra seguridad en la red.

Las llaves 2FA, un sistema para proteger cuentas

La red no es un sitio tan seguro. Existen en ella peligros que pueden llegar a poner en riesgo nuestra seguridad y no solo la informática. Por eso, es conveniente siempre adoptar medidas que puedan ayudarnos a levantar una especie de barrera de seguridad, ante cualquier agente no autorizado que quiera obtener información personal de nosotros.

En la actualidad, es habitual que para poder ingresar en las diversas plataformas y aplicaciones debamos ingresar una contraseña. Lo ideal es que esta clave sea de alta complejidad, por ejemplo, que sea alfanumérica, presentando caracteres que varíen entre mayúsculas y minúsculas y que, además, cuenten con algún carácter especial «.,-#»…

Para la seguridad informática este corresponde a un primer nivel. Pero, no hay que dejar todo tan fácil para los malhechores de internet. Por eso, se han creado sistemas de doble protección. De seguro, ya has hecho uso de uno de estos, al ingresar a una de tus cuentas, colocar la contraseña y, además de eso, responder preguntas o escribir códigos solicitados.

Estos son los llamados sistemas de doble autenticación. Las llaves 2FA pertenecen a este tipo de sistemas que sirven para proteger tus cuentas. Su particularidad es que no se trata de ningún tipo de programas sino que es un hardware el cual podrás portar a cualquier lugar contigo.

¿Cómo funcionan las llaves 2FA? ¿Realmente son un sistema para proteger cuentas?

Sí lo son y funcionan al conectar el dispositivo –una especie de pendrive– a nuestro equipo ordenador, móvil o tableta a una entrada USB. Una vez conectado se generará un número aleatorio y de ahí los distintos códigos con los cuales se iniciará sesión en las plataformas que vinculemos.

De esta manera, para acceder a nuestras cuentas –desde cualquier dispositivo– necesitaremos conectar la llave para iniciar sesión. Si alguien que haya robado una contraseña de alguna cuenta que nos pertenezca, no podrá iniciar sesión ya que no cuenta con el complemento de la llave física.

¿Con qué son compatibles?

Estos hardware son compatibles con varios navegadores, incluyendo los más utilizados como Google, Mozilla Firefox y Opera. También son admitidas por varias redes y plataformas populares en donde puede haber información personal importante, como Facebook, Dropbox y los servicios Google.

¿Cuál escoger?

Por suerte, en el mercado existe variedad de estos dispositivos de doble autenticación, con precios variantes, pero realmente accesibles. El costo, por lo general, dependerá del fabricante, diseño y funciones integradas.

Debido a que entre las diferentes posibilidades pueden actuar, también, como: gestores de contraseña, contar con tecnología de conexión inalámbrica, mecanismos de seguridad biométricos… Sin duda, este tipo de dispositivos contribuyen a mantener nuestra privacidad en resguardo, así como crear una barrera de protección de seguridad.