Hasta hace unas versiones atrás de Windows, dejamos de tener el famoso Internet Explorer. Ese navegador que utilizábamos para descargar otro navegador quedó en el pasado. Y muchos usuarios de Windows se preguntan qué va a pasar con el ámbito de búsqueda de este sistema operativo.

La realidad ante esta duda, es que pronto estaremos viendo una integración total y nativa entre Windows 10 y el famoso Microsoft Edge que tanto ha dado de qué hablar. Lo que se tiene hasta los momentos es una versión beta que no ha sido finalizada, o eso es lo que creíamos hasta los momentos.

La gran ventaja de esta integración que está a punto de ocurrir, es que ya no tendrás que tener un instalador de Google Chrome o cualquier otro navegador para navegar por internet y hacer tus cosas. Simplemente es cuestión de tener la última versión que estará disponible de Windows 10 y automáticamente, tendrás un de los mejores navegadores jamás desarrollados por Microsoft Edge.

Microsoft Edge por fin se integra como buscador de Windows 10

Es bien sabido que tal integración ocurrirá, esto es inminente y algo no tan nuevo para muchos. Pero exactamente ¿Qué significa tal integración? Básicamente tendrás a tu disposición todo lo que necesitas e incluso hasta más de lo necesario.

Es decir, que la forma en cómo utilizabas las ventanas y pestañas abiertas en el navegador cambiará. Tal cambio será para bien y en función de mejorar la experiencia y la movilidad del usuario entre una y otra pestaña. De igual forma, lo mismo sucederá con los marcadores, el cierre de pestañas y el historial de navegación.

Todo esto se integrará de una manera que la gran mayoría no se espera al momento de tener la última versión de Windows 10. Eso sí, todo esto será posible siempre y cuando la opción de integración se encuentre habilitada en el sistema operativo. De lo contrario, no se podrá tener los beneficios y las nuevas funciones.

¿Qué aportes les brindará tal integración a los usuarios?

La verdad es que los aportes serán más de lo que se espera. En un mismo sentido, las búsquedas que se realicen en Windows 10 será tal, que los usuarios tendrán la posibilidad de acceder a los datos y no los datos al usuario.

Con este queremos decir que al utilizar Microsoft Edge, no podrás buscar en el escritorio de tu ordenador. Claro que son detalles que aún se están refinando, de manera que las pruebas ya han comenzado y se está evaluando el rendimiento del programa.

Lo bueno es que la integración de Edge y Windows 10 se podrá habilitar y deshabilitar desde el propio navegador según las necesidades del usuario. Lo mejor de todo esto, es que la privacidad no será un factor problemático para los usuarios. Así que no tendrás que preocuparte porque terceros accedan a tu información o violen tu privacidad.