La compañía taiwanesa MSI actualizó sus PCs de escritorio con lo último en procesadores Intel. El catálogo renovado muestra un grupo de equipos con especificaciones técnicas avanzadas, entre ellas, unidades de memorias y de almacenamiento Intel Optane.

Las nuevas PCs de escritorio MSI cuentan con procesadores Intel

Cinco nuevos modelos fueron presentados por la multinacional tecnológica, que entre sus componentes incluyen, los Intel Rocket Lake-S. Con un diseño renovado de tamaño compacto, estas nuevas PCs se muestran como las ideales para los gamers.

Se trata de la renovación de la línea de ordenadores de sobremesa, lanzada durante el 2014, donde se buscó complacer a la comunidad gaming, conocidas como Nightblade, las cuales, posteriormente fueron prolongadas con la familia de Aegis y Trident.

Por lo que las innovaciones han sido implementadas en cada uno de los modelos pertenecientes a estas familias de dispositivos –Nightblade, Aegis y Trident–. Sin embargo, lo que más llame la atención, puede que sea la serie de los Aegis que se presentan con un diseño de caja mucho más compacta que las estándar.

MSI actualiza sus PCs de escritorio con procesadores Intel, con el gaming como protagonista

Cada familia de dispositivo dispone de características adecuadas y específicas para cada uno de estos modelos. Pero, a grandes rasgos, todos los diseños gozan de avances en materia de procesadores y almacenamiento. Hablamos de la inclusión de procesadores de 8va generación de Intel Core, así como de las unidades Intel Optane.

Procesadores Intel Core

Los Rocket Lake-S son procesadores de alto rendimiento desarrollados por Intel. Voceros de esta empresa han señalado que esta nueva versión propone una mejora de hasta 19 % las instrucciones por ciclos de reloj frente a la generación anterior, Cornet Lake-S.

Estos procesadores cuentan con 8 núcleos y 16 hilos que hacen que sea posible que el usuario pueda permanecer jugando, al tiempo que se realiza un streaming o cualquier otra actividad sin que se vea comprometido el rendimiento del CPU.

En cuanto a lo que son los valores de consumo, hasta el momento solo se dispone de lo que se ha dicho por la propia empresa, cuyos portavoces han indicado que a nivel de TDP se cuenta con un límite de 125 vatios, una cifra que debería duplicarse sin inconveniente al activarse el modo turbo.

Unidades Intel Optane

Hablemos primero de lo que ofrece la memoria Optane. Es un dispositivo independiente, el cual, combina el almacenamiento junto a la aceleración inteligente del sistema. Lo que permite ofrecer velocidad y capacidad en un solo elemento para, de esta manera, mejorar la experiencia del usuario desde el inicio del sistema hasta la ejecución de las aplicaciones instaladas.

Ahora, con la inclusión de las unidades SSD 900P de Intel, las estaciones de trabajo de alto desempeño propician a los usuarios profesionales y entusiastas por el entretenimiento para hacer más, debido a una fluidez de los programas y juegos, gracias a que dispone de hasta 2.500 MB/s en lo relacionado a la lectura secuencial.