¿Por qué mi control de nintendo switch se mueve solo? Las consolas de video juegos son los dispositivos de entretenimiento que mayor difusión tienen en el mundo después de los smartphones. Esto se debe a la inmensa popularidad que han tenido durante más de cuarenta años, con la llegada de la era de los video juegos.

Nintendo es una de las empresas que más ha sabido explotar este campo. Desde la salida de sus primeros dispositivos de video juegos, aquellos, ahora descontinuados Game&Watch hasta los tiempos actuales con la era de la Nintendo Switch, sus éxitos nunca se han detenido.

Esta última consola fue lanzada al mercado en el año 2017 y hasta el momento ha vendido ochenta millones de unidades, lo que la ha consolidado como una de las más vendidas de la compañía, no obstante, no está exenta de problemas de funcionamiento.

En este artículo hablaremos de un pequeño inconveniente que han padecido muchos usuarios; el problema de la movilidad de sus controles. En más de una ocasión, las personas han reportado que uno de los joy-cons no responde y se mueve sólo, originando problemas de jugabilidad. A continuación, hablaremos de este problema y cómo solucionarlo.

Mi Joy-con se mueve sólo.

El hecho de que uno de los controles se mueva por voluntad propia puede estar atribuida a un problema de mantenimiento del control. A veces, este inconveniente pasa desapercibido y los jugadores a penas lo notan, pero en otras ocasiones hacen imposible disfrutar de sus juegos.

¿Cómo puedo solucionar este problema?

Antes de que pienses siquiera en comprar un nuevo control, es recomendable que pongas en práctica algunos consejos que te ayudarán:

Calibra el joy-con

La calibración consiste en una forma de reajustar las funciones del control directamente con la consola. Para ello deberás desconectar los controles de la consola e insertar la tableta al dock o base. Posteriormente, conecta esta base a la TV.

Inicia la consola y te desplazas a “Inicio” y luego a “Configuración del sistema”. Una vez dentro de ésta última, vas a la parte derecha y localizas “Controllers and Sensors” y dentro de ésta seleccionas “Calibrar barras de control”. Coloca el joy-con a calibrar y en la pantalla encontrarás las opciones para hacerlo.

Inserta el Joy-con a la tableta

Inserta el joy-con que se mueve solo a la consola, intentando no moverlo y sin pulsar ninguno de sus botones. Luego de esto, deberás probarlo.

Limpieza del Joy-con

Optar por limpiar el joy-con nos puede servir como última alternativa antes de proceder a sustituirlo o llevarlo al servicio técnico. Utiliza como mucho cuidado unos cotonees impregnados con un poco de alcohol para limpiar la parte inferior de los stick.

Deberás asegurarte de limpiar los bordes con cuidado sin utilizar mucho alcohol. Este procedimiento es recomendable, ya que esta pequeña parte del mando suele llenarse de polvo.

Recurre al servicio técnico

Esta ya es la última alternativa. Es recomendable utilizar el servicio oficial de Nintendo, sobre todo cuando la consola se encuentra en garantía.